Nom de la noticia

29 junio 2017

Montse Palau: "Hoy aprobamos una ley justa, necesaria y reparadora, en un acto de responsabilidad del Parlament para acabar con el silencio y el olvido"

La diputada de JxSí afirmó antes de la aprobación de la ley que anula los juicios franquistas que “ya no valen excusas de ‘no abrir heridas’, porque no se han cerrado nunca”

El Parlament de Catalunya ha aprobado hoy por unanimidad la Ley de reparación jurídica de las víctimas del franquismo, que anula todos los procedimientos judiciales de la dictadura y sus consecuencias desde 1938 a 1978. 63.961 consejos sumarísimos anulados y la reparación de todos los ciudadanos que los sufrieron. La diputada de Junts pel Sí, Montse Palau, ha reivindicado que “es un honor” que el Parlament apruebe esta ley que busca hacer justicia, hacer memoria y reparar a las víctimas: “Hoy aprobamos una ley justa, necesaria y reparadora, en un acto de responsabilidad del Parlament para acabar con el silencio y el olvido”.

“Ya no valen excusas de ‘no abrir heridas’, porque estas heridas nunca se han cerrado. Ni de resucitar fantasmas, porque todavía están vivos”, ha afirmado Palau, que ha recordado que “ya no es válido hablar de olvido mientras Martin Villa es condecorado o la Fundación Francisco Franco recibe subvenciones”. La diputada ha destacado que la transición fue “un engaño” y que hay que repararlo: “Hay que asumir la memoria histórica y hacer patentes y reparar los crímenes de la dictadura. La ley de amnistía no fue ningún punto y final y la transición no fue modélica, sino que ocultó la memoria republicana”, ha afirmado Palau. “Todavía tenemos mucho trabajo pendiente -ha añadido-. El franquismo es todavía pendiente”.

“Hoy damos un primer paso, un paso bien importante y pasamos hoja con el franquismo y el régimen del 78 ejerciendo nuestra soberanía”, ha sentenciado la diputada. “Como dice esta ley: los consejos franquistas fueron ilegales y, por tanto, declaramos nulas sus sentencias”, ha añadido. Palau explicó que vulneraron “la legalidad republicana y las competencias del Estatuto”, pero también porque se “celebró sin garantías” ni “fundamentos jurídicos”. La diputada ha destacado, además, que “la ley, además de la nulidad de las sentencias, contempla también la reparación de las víctimas”, los nombres de las cuales se harán públicos.

Palau ha querido hacer una mención especial a las entidades de memoria, especialmente en el portavoz de la Comisión por la Dignidad, Josep Cruanyes, y a Mireia Boya de la CUP y Joan Josep Nuet de CSQP, que conjuntamente han trabajado en el texto de la ley. La diputada ha recordado que “se empieza por el olvido y se termina, y eso no lo podemos permitir, con la indiferencia”. Por ello, ha reivindicado que “hemos tardado, pero después de 42 años de la muerte del dictador, ninguna indiferencia. Ni silencio ni olvido, al contrario: la voluntad de nuestro Parlamento para aprobar esta proposición de ley”. “La memoria es un acto de amor, escribió Montserrat Roig. Sirva, pues, esta ley como acto de amor”, ha concluido Palau.

Comparte

Compartir al Facebook Compartir en Twitter

Otras noticias